¿Que hay de malo en amarse…?

¿Que hay de malo en amarse…?

Quiero pedirle a la iglesia…la de los verdaderos cristianos, que por favor no fomenten a que las personas se separen, que un obispo…no debe NUNCA decir, que tiene una guía para curar la homosexualidad. Que su guía…si ha de tener alguna, debe ser siempre la de unir a las personas, nunca, separarlas.
Y que lo importante es saber, que una persona AMA…y no, a quién ama. Flaco favor, hace un pesonaje así a la iglesia. ¿Alguien se imagina a la Madre Teresa de Calcuta, discriminando a alguien, por el simple hecho de amar? ¡Yo no!
Y ya que cita, algunas frases de la Biblia, me gvencer-homosexualidadustaría darle referencias de otras que a mi me gustan más.
” El que esté libre de pecado, que tire la primera piedra” . Tan perfectos nos creémos, que podemos opinar, cuestionar, ricriminar, y hasta maldecir a alguien, porque no nos guste a quien ame.
“Amaos los unos a los otros , como yo os he amado y en esto reconoceran que sois mis discípulos”  no encuentro en nigún parrafo de la Biblia, donde ponga, peleaos los unos con los otros.
Antes de criticar a nadie, que tal si miramos a nuestro alrededor. amigos, familiares, compañeros de trabajo, ese niño al que hacían siempre llorar, porque le llamaban “nenaza” y tan solo tenía cinco o seis años. ¿Se puede se pervertido ya con esa edad? por favor que tontería MÁS GRANDRE, el que tiene los ojos azules, los tiene desde que nace y por mucha guía que lea…los seguirá teniendo azules, como debe ser; aunque los que léan la guía sean sus padres. Otra cosa, es que se ponga lentillas de colores, para intentar camuflarse, si es que tiene la mala suerte…de que le toque una sociedad, en la que esté mal visto tener ojos azules. ¡Como en algunas tribus africanas!, que a los que son albinos, los matan, si antes no lo hace su madre, para evitarle una muerte, aún más cruel, puesto que los deditos y demás los utilizan el resto de la tribu como amuletos.
 Me encanta la gente valiente, sin complejos de ningun tipo.
<span >Si nos molesta que alguien ame…preguntémonos, si  verdaderamente hemos amado alguna vez.
Solo así entenderás, que el amor no atiende a razón. Limitémonos a vivir y dejar vivir…y a ponernos siempre en el lugar del otro. “Empatía” solo así, conoceremos el sufrimiento de los demás y solo así, seremos capaces de ayudar.

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *